¿Barriga gorda o de embarazada? El sinvivir de una curvy

Mi personal shopper se ha pasado media vida mía insinuando, o más bien afirmando bien a las claras, que con este curvy cuerpo el día en que me quedase embarazada nadie notaría nada por lo menos hasta el sexto mes de preñez. Oye ¡y qué ojo tuvo! Más de medio embarazo lo pase con mi ropa de siempre, sin necesidad de modelitos premamá y sin que se intuyera la criatura enorme que estaba gestando. En lo del ahorro de ropa esta situación tan pasmosa no me desagradaba, pero como buena primeriza ¡yo quería lucir preñicuerpo por doquier! Y claro, viví …

¡Sigue leyendo!

Moda go curvy (IV) De fiesta con Asos

De verdad que si en los años que me he pasado mendigando un vestido de fiesta de talla grande medio decente, hubiera conocido la existencia de Asos ¡se me habrían quitado todos los desvelos! Que no sabéis lo que ha sido repetir modelitos fiesta tras fiesta porque los pocos que encontraba tenía que amortizarlos hasta quedar desgastados, porque ya no era cuestión de dinero (que también) sino de falta de opciones adecuadas para salir del negro y d ellos cortes horribles. Y de pronto, empiezo a bichear en las honduras de las marcas que se han dignado a hacerse un …

¡Sigue leyendo!

Curvy y el amor/odio a la braga faja

Creo que el compuesto braga faja son dos palabras que ninguna curvy quiere escuchar. Y más repelús dan cuanto más joven es una. Siendo yo una adolescente de 14 años, curvy pero aún dentro de un peso sano y normal, recuerdo una pelea con una compañera de colegio, aún más curvy que yo pero menos proporcionada de hechuras, que me acusó de usar braga faja delante de un grupo de compañeros de clase. Sí, por lo visto en esas edades el uso de la braga faja puede ser considerado una terrible humillación si alguien te descubre. Lo curioso es que …

¡Sigue leyendo!

La vida de una curvy casada con un insecto palo

No hace mucho leí en We Lover Size un post titulado Soy gorda pero no me gustan los gordos. Parece un tema baladí, pero a veces me da la impresión de que los hombre guapos sólo pueden salir con mujeres que estén estéticamente a su altura, las gordas con gordos, los delgados con delgadas. No mentiré, porque a mí también me llaman la atención por la calle esas parejas un tanto dispares, si tenemos en cuenta los cánones que hay establecidos en esta sociedad. Y de golpe y porrazo, la primera y única vez que me ennovio en serio, lo hago …

¡Sigue leyendo!

Curvy en forma con Just Dance y Wii

Lo primero que debo reconocer es que la Wii no es de mi hija, que no tiene ni dos años, sino un antojo del insecto palo y mío, de cuando eramos jóvenes, nos queríamos y acabábamos de emanciparnos. Esta etapa de mi vida curvy se produjo antes que mi iniciación en el aquagym. Como éramos inconscientes pero ahorrativos, la videoconsola se la compramos a una pareja de amigos que se había cansado de ella. Pero vamos, que los videojuegos nunca han sido lo mío y nunca lo serán. No soy curvy por haber estado apoltronada frente a una pantalla toda mi …

¡Sigue leyendo!

Curvy y con copa menstrual

Cuando una es curvy todos los males del mundo se suelen achacar a tu peso. Si vas al médico porque tienes gripe este te dice que deberías perder peso, y si los astros se alinean para que España pierda Eurovisión es porque tú eres una plus size que estás haciendo recaer la desgracia sobre tu país. El exceso de peso es la madre de todos los males. Por este motivo, cuando oigo hablar de nuevos inventos que parecen revolucionar una parte de nuestras vidas, lo primero en lo que pienso es “¿habrá de mi talla?” De lo que sea. Pero …

¡Sigue leyendo!

Soy curvy y no uso maquillaje

¿A que te has quedado muerta? Ya ves, si la belleza de hoy en día suele estar reñida con el sobrepeso, porque si eres curvy siempre te dicen que estarías más mona con algunos kilos menos, con independencia de que de cara seas un bellezón, imagínate qué se puede pensar de una curvy que además se niega a usar maquillaje. Quiero dejar claro que no tengo absolutamente nada en contra de la industria cosmética. Es más, me encantan las cremas y todos los potingues que fabrican y que me meten por los ojos a través de la publicidad. Y compro …

¡Sigue leyendo!

El aquagym puede ser genial para una curvy

Ya han pasado dos años desde la última vez que puse un pie en serio en un gimnasio, o más concretamente en una clase de aquagym. Ahora sólo visito las instalaciones deportivas municipales para recorrer el pasillo que une la taquilla con la piscina exterior de verano, para ponerme a remojo con la niña. A 5,40 euros cada entrada. Vamos, que se me revuelve todo por dentro y siento deseos de volver a ser abonada para ir a chapotear “gratis”. Cuando me he propuesto ir al gimnasio siempre he sido muy disciplinada. Soy una curvy que lo da todo cuando …

¡Sigue leyendo!

Soy Mamá curvy

A ver por dónde empiezo. En mi casa soy Lucía, Luci y demás variantes. Sí, soy esta tan hiper-mega-cursi, la de la cara de princesita (plus size) rebosante de felicidad el día de mi boda. Sé lo que muchas estaréis pensando ¿no había una foto más empalagosa para darse a conocer como autora de un blog? Seguramente no. Y aquí llego, entrando por la puerta grande con semejante imagen que os quedará grabada a fuego en las retinas para la posteridad. A ver si me centro y os cuento algunas cosas interesantes sobre mí. O de cotilleo puro y duro, …

¡Sigue leyendo!