Comprando zapatos de fiesta de talla grande en Amazon

zapatos de fiesta de talla grande en Amazon

Tanto Amazon, tanto Amazon que al final me he visto tentada de probar a comprar calzado del número 41 aquí. Lo siento por el comercio local, pero cuando una es curvy con pies grandes, la odisea temporada tras temporada te hace no querer pisar una zapatería de las de toda la vida para los resto. Es que da igual todas las que recorra, porque el número 41 es el gran olvidado. Bueno, aunque no tengo ni idea de cómo estarán el 42 y los sucesivos. Pero me resulta imposible encontrar zapatos de mi talla y si lo que busco son …

¡Sigue leyendo!

Ideas de Mothercare para todas las mamás

ropa premamá temporada

Creo que la primera vez que oí hablar de la marca Mothercare fue cuando visité una feria de bebés en Barcelona. Estaba embarazada de 10 semanas, aún era secreto para todo el mundo y a la vista de los demás, mi preñez no sería evidente hasta los 6 meses. ¡Consecuencias de estar gorda! Durante el embarazo, lo de las compras aceleradas para la niña que venía en camino no era lo que más me quitaba el sueño. Primero, porque no quería comprar muchas cosas de colores neutros, y hasta que no supiera el sexo del bebé tendría que limitar en …

¡Sigue leyendo!

Estoy gorda y me he comprado un podómetro

gorda podómetro

Pues en resumen, creo que con este título ya lo he dicho todo. Sí, me he comprado un podómetro. Desde que nació la niña llevo una vida bastante poco movida. No es que antes fuera un dechado de virtudes deportivas, pero sí que iba al gimnasio al menos 3 veces por semana. Hacía aquagym y nadaba media hora cada vez que estaba de cuerpo presente allí. También iba caminando a todas partes. Esto sí lo sigo manteniendo, hasta el punto de que en enero de este año vendí mi coche porque había recorrido con él 80 kilómetros en los últimos …

¡Sigue leyendo!

Ser curvy y ahorrar comprando en outlets on line

Son muchas las tiendas que he descubierto cómo mama curvy a través de las cuales es posible vestir este cuerpazo, ahorrando y pudiendo elegir entre una selección de prendas amplia y a la moda. Antes de lanzarme a comprar on line, tenía los típicos miedos de no acertar con las tallas, de que el producto recibido no fuera de mi agrado y de perder el tiempo con paquetes de ida y vuelta que nunca pasarían a engrosar mi armario. Y las dudas me acecharon durante mucho tiempo, hasta que viendo que en las tiendas de a pie el surtido era …

¡Sigue leyendo!