Este año seré una hawaiana curvy. Disfraz de mamá de Vaiana

disfraz mamá de vaiana barato plus sieze

Se acerca el carnaval, y yo, que antes de ser madre creo que me disfracé poquísimas veces incluso cuando era niña, llevo unos años de desenfreno y de búsqueda de disfraces familiares para salir a conjunto con ella. Este año, vamos a seguir con la tradición instaurada en casa en 2015 y será la tercera vez que nos armemos de valor para que mi criatura se sienta acompañada, pese a que para ella cada día es carnaval. Sin embargo, para este cuerpazo plus size no es nada fácil lograr estilismos acordes con los de mi hija, sobre todo en versión low cost, porque no estamos para dispendios a lo loco. El primer año ella fue de Blancanieves, yo de madrastra y su padre de enanito de 1,88 metros de altura. Creo que estábamos bastante dignos, además con la ventaja de que mi disfraz valdría para cualquier otra bruja mala o reina de otras épocas o de lugares inventados. En Halloween me lo volví a poner y estoy convencida de que aguantará muchos trotes más. Tuve suerte de encontrarlo pero costaba 80 euros y no creo que vaya a tener la oportunidad de tener otro igual en los días de mi vida, así es que lo cuido como oro en paño y me voy buscando otros más baratos con antelación.

halloween talla grande madrastra

El año pasado ¡no pensaba ni disfrazarme! Porque supuestamente el carnaval me pillaría llegando a las 40 semanas de embarazo, con lo cual, aspirar a disfrazar un curvy cuerpo preñado ya sería rizar el rizo. Pero el niño tuvo a bien desalojar mis interiores en la semana 35, así es que en el último momento improvisamos disfraces de piratas para todos. El mío lo logré con mis botines normales, mis leggings negros del embarazo, una blusa blanca premamá y una bufanda anudada a la cintura, a falta de cinturón más adecuado. Oye ¡y ni tan mal! Súper cómodo y al menos pudimos salir conjuntados. Y este año ¡ay, Vaiana! Muy fresco veo yo esto de ir de hawaiana curvy a la calle en febrero, aunque si seguimos con estas temperaturas ¡no voy a necesitar ni medias! El caso es que los Reyes Magos trajeron a casa el disfraz de Vaiana y, aunque posiblemente la niña se disfrace de 2 o 3 cosas mientras duren las fiestas, me pareció que era una opción factible para ir todos igual ¡incluyendo al bebé!

¿Existe el disfraz de mamá de Vaiana? Seré una hawaiana curvy porque lo que se dice disfraz de la madre de la niña de Disney no he encontrado. Ni de talla grande ni pequeña, así es que nos haremos a la idea de que ella es Vaiana, porque sí tendrá todos los detalles, y nosotros una familia hawaiana estándar y barata: faldas de imitación en plástico con cinturilla de flores, collares, coronas y pulseras de flores y torsos que simulen ir desnudos, pero que en realidad estarán tapados con camisetas de color piel, la del padre con tatuajes dibujados (ya venía así), y a la mía le voy a coser unas cuantas flores molonas para que simule un sujetador tropical. O a pegarlos con grapas, o con silicona de esa textil que dicen que funciona divinamente. La verdad es que ni la costura ni el DIY es lo mío, así es que ya veremos cómo sale el experimento. En Aliexpress me ha salido todo más barato, pero como opción de último minuto, el precio del kit de Amazon que os he puesto no está mal.

¿Qué pasa cuando compras disfraces de talla grande on line? Pues que siempre te asaltará la duda de si de verdad te vas a ver bien con ellos o harás el ridículo más espantoso. Por suerte, la parte de la vergüenza me importa poco, así es que como el objetivo de este año no era ser la hawaiana curvy más mona, sino la más económica, reconozco que lo he comprado todo en Aliexpress y de tallas normales. ¿Cuál es el problema? Pues que mientras la falda de paja de plástico de los niños y la del insecto palo es muy tupida, la mía clarea bastante. Por suerte el elástico floreado de la cintura parece que da de sí, y como se cierra con velcro, tengo la misma falda que ellos pero escasa de paja. Vamos, que a ellos apenas se les ven las piernas y a mí lo que apenas se me ve es la falda, de lo muy espaciado que queda el material, pero no me quita el sueño, la verdad. Siempre hay que mirar muy mucho la tabla de medidas de cada tienda y ¡comprar con antelación! Así estaremos a tiempo de hacer cambios o de buscar alternativas si no hemos acertado a la primera.

carnaval pirata familia plus size

¿Y si no hay suerte? Seguro que os podéis ver en esta situación, porque los disfraces de talla grande escasean, así quieras ser una hawaiana curvy o una alienígena entrada en carnes. Algunas tiendas directamente no tienen surtido plus size, y las que lo tienen tampoco es que hagan gala de diseños infinitos. Todos están bastante encasillados y sueles encontrar los mismos modelos una y potra vez, busques donde busques. Si sois un poco mañosas ¡intentad hacerlo vosotras mismas! Por ejemplo, el nuestro de pirata de pobres del año pasado daba el pego bastante decentemente y no tuve que comprar nada de nada, además de que todas las prendas eran de ropa normal que hemos seguido usando en la vida diaria. Si no, arriesgaréis una vez y escarmentaréis para los años posteriores. Igual podéis hacer como yo y comprar cosas de talla normal, que con ajustes pequeñísimos se conviertan en disfraces algo aparentes. Tampoco vamos a presentarnos a ningún premio y la cuestión es divertirnos y ser una más sin que nos limite nuestra talla.

¿Os disfrazaréis este año? ¿Cómo soléis organizar vuestros curvy estilismos para carnaval?

Mamá curvy

Siempre he sido una chica de talla grande pero la maternidad me hizo ser consciente de que ahora sí que no hay vuelta atrás. Por eso creo que la felicidad no se mide en kilos de peso, sino en curvas sinuosas. Si piensas que ser madre y sentirte mujer no son rasgos definitorios incompatibles ¡este es tu lugar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.