Bañadores de talla grande 2018. ¡Necesito 2!

¡Siiiii! Vamos a ir pensando ya en el buen tiempo, porque además se aproximan las vacaciones de semana santa y con esto de estar apuntada al gimnasio a ver si saco tiempo para llevarme a los niños un rato a la piscina interior ¡que en 2 meses aún no lo he logrado! Ni 2 horas extra para ponerlos a remojo conmigo. Así es que mis compras de bañadores de talla grande 2018 se van a adelantar este año. A ver, en un caso de emergencia y desesperación grave, podría echar mano de alguno de los que ya tengo pasados, repasados y más que estropeados desde hace años. Porque la verdad es que el año pasado tuve una suerte pésima con el que elegí. Fue este de La Redoute, a rayas blancas y negras, con tirantes de quita y por, que además era reductor y sentaba divinamente, porque me recogía las carnes hasta por la espalda. Pero ¡qué malo me salió! No es que me costara un riñón, pero el enganche de uno de los tirantes se descosió a los pocos días de uso y aquello ya era imposible de arreglar. Y por si fuera poco, las zonas de color blanco que estaban en contacto con la piel, acabaron completamente amarillas por efecto de la crema solar. ¡No me lo podía creer! Mi personal shopper siempre me dice que huya del blanco en los trajes de baño, que son delicados de mantener, que se ponen feos muy deprisa. ¿Y le hice caso? Claramente no, pero por lo menos ya he quedado escarmentada para los restos. Creo. Así es que ya me he dado mis primeros paseos virtuales para ver la selección de bañadores de talla grande 2018 que las marcas nos tienen preparados y ¡creo que ya tengo algunos candidatos entre los que elegir!

amazon bañadores de talla grande 2018

Amazon. El primero que me caló fue este multicolor porque por 7 euros ¿qué era lo peor que me podía pasar? La pérdida no me arruinaría y si resultaba realmente horrible aún tendría derecho a devolución, aunque por ese precio creo que me lo hubiera quedado. El problema es que no había opiniones de compradores anteriores y claro, por el tema de las tallas (que no siempre la 4XL es tan grande como imaginamos) decidí ser prudente. Al seguir rebuscando, encontré el bikini con flecos. Yo odio los bikinis, pero este tiene la braga tan alta y el corpiño tan bajo que apenas se ve un centímetro de panza. Y los flecos… ¡me chiflan! Lo peor es el hecho de que yo tengo un bebé de teta que va a pasarse la temporada de baños tirando de cada cordoncito, así es que mejor no tentar a la suerte. A este lo he llamado el bikini alegre de imposible lactancia. ¡Con lo que me ha gustado el estampado! Pero con ese cruce delantero voy a tener que hacer una exhibición de varios rombos para poder amamantar al niño en verano. Además, sigo prefiriendo los bañadores de una sola pieza. El de diseño espectacular pero con críticas dudosas. ¡Este me ha tentado mucho! Escote bonito, espalda original (quizás un poco baja, tendría que probarlo). Negro pero con colorido al frente. Tengo que darle alguna vuelta más al coco porque por ese mega precio (11 euros) y tallas hasta la 5XL ¡Muy mal se tiene que poner la cosa para que no me entre! En los comentarios hay opiniones de todo tipo respecto al tallaje, pero tiene una foto con su propia tabla de medidas y creo que sí podría servirme.

asos bañadores de talla grande 2018

Asos. Con lo barato y molón que es Asos, sobre todo para los vestidos de fiesta ¡qué feotes me han parecido sus bañadores! Para empezar, es que parece que a las curvy modelos ni les ajustan. Están un pelín encasillados con el tankini, que a mí no me hace ni chispa de gracia, los bikinis tienen un corte horroroso y los bañadores escotes y piernas nada favorecedores. El único que me ha gustado de colorines ¡a 114 euros la pieza! Para eso prefiero probar suerte con los chinos de 7 euros de Amazon y cruzar mucho los dedos. No he analizado mucho más porque como me han disgustado tanto ¡taaaaaanto! Casi todo negro, tejido suelto, tetas caídas… Si a las modelos ya no les quedan bien ¡a mí me van a quedar peor!

venca bañadores de talla grande 2018

Venca. ¡Son muy, muy monos! Y grandes. El precio no es low cost tirado por los suelos como los chinos de Amazon, pero con efecto reductor, relleno, copas, forro, tampoco salen nada caros (entre 20-30 euros tienen muchos modelos y muy colorido)s. De los bañadores de talla grande 2018 de Venca me quedo con estos 4. El primero porque la combinación de azul y blanco siempre me ha gustado y el cruzado del escote con una capa más de tela me parece original. Además, todos tienen detalles que obviamente les aportan calidad, y que dependiendo de lo cómodas o no que nos sintamos en traje de baño ¡valen su peso en oro! De algunos modelos, como el del estampado de leopardo marrón, tienen talla hasta la 56 ¡una maravilla! El marrón no es mi color, pero este diseño me ha gustado y los tirantes me parecen un gustazo. Además de que el efecto óptico que causa el tener los laterales de un tono liso contrastando con el estampado del vientre ¡adelgaza con solo mirarlo! El morado me parece espectacular, moderno, súper actual y menos de madre, pero a la vez, no incompatible con poder corretear con los niños. El último en color verde también lo tienen en ese mismo tono morado, pero los tirantes los veo incómodos, al ser de quita y pon, seguro que me acaba pasando lo mismo que el año pasado y el niño me los arranca. El resto del diseño me encanta, y el tejido drapeado es súper estético. Hay mucha más variedad en Venca, más baratos y también más costosos. ¡Creo que es mi colección favorita hasta el momento!

la redoute bañadores de talla grande 2018

La redoute. Muchos siguen siendo los mismos del año pasado y no han bajado de precio. Tienen novedades muy chulas pero bastante caras. Por menos de 40 euros se salvan pocos modelos. He seleccionado 4, algunos por súper preciosos, otros por su comodidad para madres ¡y otros porque no son negros! En La Redoute, hay chollos como este de color rojo coral por 18 euros, que parece un corpiño, no me desagrada y anda en liquidación por haber pocas tallas disponibles. Es del año pasado, pero yo no soy tan moderna y cuesta 3 veces menos que entonces. Creo que sentaría bien, que parece un buen reductor y el color es alegre. ¿El defecto? Los tirantes desmontables. ¡Menuda moda que se ve por todas partes! Lo mismo que le ocurre al de color turquesa con estampado de ramillete de flores. Este dice que tiene aros para mejorar la sujeción, pero con ese mini cordón al cuello ¡el niño me degüella a tirones! El negro está genial de precio (30 euros) y el escote y los tirantes me parecen espectaculares. Pero me conozco, y sé que la final me los colocaría todos retorcidos, sin contar con la de rayas blancas que me iban a quedar marcadas al darme el sol. Además, lleva copas interiores y los que he probado con este sistema jamás me han sentado bien al pecho. ¡Muchos puntos en contra para elegirlo! Aunque si sois más disciplinadas que yo, el modelo mola mucho. El azul y blanco es súper simple pero creo que sí funcionaría respecto a su promesa de efecto vientre plano. Sin embargo ¡hay mucho blanco! Y no puedo tropezar 2 veranos seguidos en la misma piedra con bañadores de la misma marca. Hasta que no se me olvide el estropicio amarillento sobre mi bañador del año pasado ¡bye, bye blanco en el traje de baño! Eso sí, tiene una pinta de cómodo y fácil de llevar que ojalá lo hubieran fabricado en otros colores porque tienen talla hasta la 58.

Este verano ¿estrenaréis bañador curvy o echaréis mano de los de años anteriores?

Mamá curvy

Siempre he sido una chica de talla grande pero la maternidad me hizo ser consciente de que ahora sí que no hay vuelta atrás. Por eso creo que la felicidad no se mide en kilos de peso, sino en curvas sinuosas. Si piensas que ser madre y sentirte mujer no son rasgos definitorios incompatibles ¡este es tu lugar!

Un comentario:

  1. Yo me compre uno en Kiabi de un solo color ,lila-azuló, y a un buen precio. Me ha hecho servicio 4 veranos incluso embarazada. Ahora ya lo tengo que jubilar. Yo a veces me pongo un sujetador debajo porque odio sentir las peras en movimiento.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.