Una gorda en el paritorio

gorda en el paritorio

¡Hola de nuevo! Ay, soy un poco desastre para esto de los cierres temporales del blog. Ya veis, podría haber vuelto la semana pasada, que hubiera sido en una fecha de lo más apropiado por el Día de la mujer, pero he ido acumulando inquietudes y retrasos hasta hoy. No pensé que tardaría tanto en retomar la escritura en este blog, porque cosas que contar las tengo de todo tipo, pero se me adelantó el parto mucho y mi nuevo bebé nació siendo prematuro a las 35 semanas. Si so interesa el tema de la maternidad con un prematuro tardío, …

¡Sigue leyendo!

¡Cerrado por maternidad!

cerrado por maternidad

¡Hola curvy familia! No quería desaparecer a lo loco, como en ese inesperado puente de diciembre que se me alargó tanto, así es que dejo este pequeño texto sólo para informaros de que ¡vuelvo a ser mamá! Ya no primeriza ¡pero casi! Al escribir esto, casi que me asaltan más dudas acerca de la bimaternidad que cuando me estrenaba en estas lides sin tener ningún bagaje previo. Este embarazo ha sido fácil de llevar, aunque no me ha dado la tremenda satisfacción de hacerme perder kilos a lo grande como el anterior. Algo he engordado, no gran cosa pero ya …

¡Sigue leyendo!

Famosos con parejas gordas

Famosos con parejas gordas

¡Ay! Siempre nos quejamos de lo que influye el mundo de la farándula en la gente de a pie: las modas de las pasarelas, los cánones de belleza de las actrices, los estilismos de las cantantes… Y claro, en la actualidad pocos son los casos de famosos con parejas gordas. Da igual que sean hombres o mujeres, la cuestión es que cuando alguien alcanza el estrellato, pasa a formar parte de la beautiful people y los amores que se le conocen tienen un perfección divina, en la que tampoco solemos vernos identificados los mortales de a pie. Sin embargo hay …

¡Sigue leyendo!

Excesos navideños. Estas navidades he pasado miedo

excesos navideños navidades he pasado miedo

¡Feliz año 2017! Imaginad cómo habrán sido las navidades que he tenido a causa de los excesos navideños, que hasta el 7 final del nuevo año lo veo más estilizado y resultón que el panzón 6 del año que ya se ha acabado. Me despedí precipitadamente en diciembre, cogiéndome unas vacaciones adelantadas para relajarme del trabajo, disfrutar más en familia, tomar conciencia de mi embarazo (porque ya estaba en el tercer trimestre y aún no había tenido muchos minutos para sentarme a pensar en él). Todos propósitos muy dignos, muy amorosos y loables. Pero ¿cuál ha sido la realidad de …

¡Sigue leyendo!

Mis largas vacaciones de navidad. ¡Bye, bye hasta 2017!

navidad curvy 2016

¡No tengo vergüenza! Lo sé… Me he pasado el mega puente de la Constitución sin pisar el blog y ahora ¡he decidido adelantar las vacaciones de navidad! Oye, será por el embarazo, por los temores que me asaltan cada vez que pienso en las primeras vacaciones escolares largas de la niña, o porque el año toca a su fin y noto el cansancio acumulado ¡que me voy a hacer la loca durante unas semanas! La idea es volver en 2017 con energías renovadas para seguir compartiendo mis curvy inquietudes con toda aquella que quiera dejarse caer por este espacio. Pero …

¡Sigue leyendo!

Gorda sin traumas infantiles

gorda sin traumas infantiles

Como madre, y como futura repetidora en la maternidad, esta creencia de que los niños son muy crueles, pero que a la vez nunca mienten, me empieza a preocupar de cara a mi hija. Tantas noticias sobre el acoso escolar, el bullying, suicidios adolescentes, criaturas marcadas de por vida por una infancia traumática a causa de complejos de lo más variopinto, o de comentarios desafortunados del entorno y de los compañeros… ¿Esto ha ocurrido siempre? ¿O es una moda? En la actualidad, yo me considero una gorda sin traumas infantiles. Y eso que todos sabemos que el exceso de peso, …

¡Sigue leyendo!

La gente odia la palabra gorda

odia la palabra gorda

¡Yo no! Me parece que gorda define una realidad como otra cualquiera, como mesa, o puerta o coche, pero la realidad con la que me topo a diario es que la gente odia la palabra gorda. No les gusta, no quieren utilizarla y la ven profundamente peyorativa. Una cosa es lo que piensan cuando te ven (que seguro que sí, que en sus mentes el letrero de gorda se enciende con neones brillantes) pero de ahí a que vayan a pronunciar semejante término en una conversación, queda mucho por recorrer. Entiendo que hay palabras que han ido adquiriendo un significado …

¡Sigue leyendo!

Si estuviera delgada ¡no haría cambio de armario!

cambio de armario curvy

Ea, ya lo he dicho. Mira que yo vivo feliz con mis carnes y mis redondeces, pero cuando llega el famoso cambio de armario cada temporada ¡querría estar delgada! Sí, porque creo que con ropa de un tamaño más pequeño, igual podría pasar el año entero sin modificar nada. Todo ocuparía menos, y como tengo un vestidor hermoso, podría tenerlo todo a la vista los 365 días del año y echar mano de ropa fresca, o de abrigo, según me viniera en gana. Pero mi ropa ¡ay! No se puede decir que no ocupe espacio. Además de porque tengo demasiada …

¡Sigue leyendo!

No siempre he sido gorda. ¿Y tú?

no siempre he sido gorda

Con mi obesidad actual, mi tipo de mamá curvy y mis kilos mejor o peor llevados, caigo en la cuenta de que no os había contado nunca que yo no siempre he sido gorda, no siempre he tenido siempre este cuerpo ¿verdad? Supongo que es algo que la gente se cuestiona cuando me conoce y que no me espetan de repente si siempre he sido gorda Porque no queda bonito presentarse así a los desconocidos. Pero lo cierto es que no, no siempre he vivido por encima de mi peso ideal. Es más, digamos que todo empezó allá por el …

¡Sigue leyendo!

Una gorda en un asiento público ¡qué incómodo!

gorda en un asiento público

Estar gorda en un asiento público de tren, bus, o avión puede ser toda una aventura. Hace un par de semanas iba al aeropuerto en el tren de cercanías, cómodamente sentada en el primer vagón, tras la puerta del maquinista, cuando este detuvo el tren en medio de la vía, salió de su compartimento y dijo que no arrancaría hasta que algún miembro de la juventud allí presente cediera su asiento a un señor mayor, que viajaba del todo inestable y cogido a un cabecero. La verdad, me sentí mal por no haberme dado ni cuenta, pero cuando el hombre …

¡Sigue leyendo!